Chistes para niños y niñas de abuelos


Un abuelo a su nieto:
– Qué aburrida está la tele últimamente.
– Abuelo, que eso no es el televisor: estás mirando el microondas.




Llaman a la puerta, se acerca el niño a abrir. Vuelve y la madre le pregunta:
- ¿Quién era, niño?
- Eran unas monjas pidiendo para el asilo.
- ¿Y qué les has dado?
- Les he dado al abuelo.



- Un niño rompe el jarrón de su madre y antes de que se disponga a regañarle, el niño se apresura a decir: 
- No diré nada en presencia de mi abogado.... Abuelaaaaaa



Dos viejitas llevan un rato sentadas en la Iglesia. Una de ellas dice:
- Tengo el culo dormido...
- Sí, ya lo he sentido roncar tres veces, responde la otra.



- Cómo se dice en japonés que una abuela se ha muerto por comer gambas en mal estado:
- gamba-chunga-yaya-tumba.



A mi siempre me ha fascinado el ballet. Cuando tenía 30 años, iba para ver a las bailarinas.
- ¿Y después?
- Cuando tenía 40, iba para oír la música. Y ahora, con 50, voy porque las butacas son muy cómodas.








JUDIT LLORDÉS

Equipo editorial